Preguntas frecuentes sobre la varicela

 
–¿Qué es la varicela? –Es una enfermedad viral, eruptiva y endémica que predomina a fines de invierno y comienzo de primavera. Es producida por el virus Varicela Zoster. En la mayoría de los casos, ocurre en las primeras décadas de la vida y se calcula que sólo el 10% de la población de más de 30 años es susceptible de padecerla. Es una afección altamente contagiosa, ya que se estima una tasa de ataque secundario en convivientes del 70% al 90%. –¿Se puede prevenir? ¿Cómo? ¿La vacuna está en el calendario obligatorio? –La de la varicela no es una vacuna que esté en nuestro calendario nacional, o sea, no es de aplicación gratuita, pero sí puede ser indicada a todos los niños a los 12 a 15 meses de edad y actualmente se recomienda un refuerzo a los 4 a 6 años. Algunas personas que han sido vacunadas contra la varicela con una dosis también pueden enfermarse. Sin embargo, los síntomas generalmente son leves, con menos ampollas y con poco o nada de fiebre. Se ha demostrado que la utilización de la vacuna en situaciones de brotes en grupos cerrados (familia, jardines maternales, etcétera) es de óptimo resultado, ya que, aplicada dentro de las 72 horas de aparición del caso índice, previene o modifica la severidad de la enfermedad en el 90% de las personas que no hayan reportado su padecimiento. –¿Qué sucede si una mujer embarazada se contagia? –La varicela en la embarazada es una situación de riesgo, sobre todo cuando la infección materna se produce cinco días antes del parto y hasta dos días, ya que grandes cantidades de virus atraviesan la placenta y dan un cuadro clínico grave con una mortalidad que puede llegar al 30%. –¿Hay otros grupos de riesgo? –Los niños menores de 1 año, mayores de 15 años, recién nacido, hijo de madre con varicela en el parto y pacientes inmunocomprometidos. –¿Cuál es el tratamiento? –El tratamiento para la varicela es de sostén: bajar la temperatura y aportar mucho líquido. Es fundamental mantener la higiene para ayudar a aliviar los síntomas y prevenir infecciones de la piel: tener las uñas cortas, realizar un baño diario y evitar el uso de talco antipruriginosos sobre las vesículas. No están indicados los antibióticos, ya que es una enfermedad viral y sólo se debe indicar tratamiento antibiótico ante complicaciones infecciosas. En algunas situaciones precisas, se puede usar terapia antiviral como el aciclovir. Es en las situaciones en las que los pacientes están inmunocomprometidos, como adolescentes mayores de 12 años, adultos, o con medicaciones de riesgo de complicaciones de la enfermedad como corticoides. Además, se recomienda usar medicamentos sin aspirina, como acetaminofeno, para aliviar la fiebre de la varicela. –¿Cuánto dura? –Una persona con varicela puede transmitir la enfermedad desde uno a dos días antes de que le brote el sarpullido, hasta que todas las ampollas hayan formado costras. Por lo general, toma una semana para que todas las ampollas se vuelvan costras. –¿Cuáles son los síntomas? –El síntoma clásico es un sarpullido rojo que produce picazón y ampollas llenas de líquido que aparecen primero en la cara, el pecho y la espalda, para extenderse al resto del cuerpo, incluidos el interior de la boca, párpados o genitales. Una persona puede tener entre 250 a 500 ampollas.
Ana Ceballos – Secretaria del Comité Nacional de Infectología de la Sociedad Argentina de Pediatría Fuente: Diario La Voz del Interior

Share this:

Comments are closed.