Actualización en Antidiabéticos orales: Evolución de las dispensaciones Enero – Mayo 2015/2016

Existen varias familias de antidiabéticos orales, que se distinguen por su estructura química y/o por su mecanismo de acción. Las más importantes son:

  1. Secretagogos, cuya acción estimula la secreción de insulina:
    1. Sulfonilureas: (Grupo ATC A10BB) Estimulan la secreción endógena de insulina por parte de los islotes pancreáticos.
    2. Meglitinidas: (Grupo ATC A10BX) Actúan sobre las células beta en un sitio distinto a las sulfonilureas.
  2. Sensibilizantes
    1. Biguanidas: (Grupo ATC A10BA). Reducen la síntesis hepática de glucosa, inhiben su absorción intestinal y aumentan la sensibilidad periférica de la insulina.
    2. Tiazolidinedionas: (Grupo ATC A10BG).Mejoran la sensibilidad celular a la insulina.
    3. Inhibidores de la alfa-glucosidasa intestinal: (Grupo ATC A10BF) Reducen la absorción de glucosa en el intestino delgado.
  3. Análogos tipo proteínas:
    1. Inhibidores de la Di-Peptidil-Peptidasa-IV: (Grupo ATC A10BH). Inhiben la acción de esta enzima favoreciendo la acción de las hormonas llamadas incretinas sobre sus órganos diana.
    2. Incretinas: (Grupo ATC A10BX) un péptido similar al glucagón tipo 1

La guía práctica clínica nacional sobre Diabetes tipo 2 recomienda:

Considerar a la metformina como la primera línea de tratamiento farmacológico en personas con DMT2, particularmente si tienen sobrepeso (IMC>25).

Considerar a los secretagogos de insulina como terapias de primera línea cuando:

• La metformina no es tolerada.

• La metformina está contraindicada.

• Se trata de pacientes sin sobrepeso que no toleran la metformina.

Considerar el agregado de secretagogos de insulina en pacientes con DMT2 con sobrepeso tratados con metformina y control glucémico no satisfactorio.

Tanto los profesionales de la salud como los pacientes que utilizan secretagogos de insulina, deben conocer el riesgo de hipoglucemias y deben saber identificar precozmente su aparición y como tratarlas.

En el siguiente gráfico  se observa la evolución de la dispensación de las tres familias de antidiabéticos orales más utilizadas. Las biguanidas, familia a la cual pertenece la metformina se encuentra a la cabeza de las dispensaciones, con un promedio mensual en los primeros 5 meses del corriente año cercano a los 790.000 unidades. Esto está en concordancia con la guía nacional de práctica clínica, que considera a la metformina como la droga de primera elección en el tratamiento de la Diabetes Melitus tipo 2 (DMT2).

En segundo lugar se encuentra la familia de las sulfonilureas, a la cual pertenece la glibenclamida, un secretagogo que se utiliza combinado con la metformina cuando con esta sola no se logra el control de la glucemia. El promedio mensual de unidades dispensadas en el período considerado es de 269.500 unidades.

Gráfico Nº1. Datos IMS. Producción propia.

El tercer lugar lo ocupan los inhibidores de la dipeptidilpeptidasa IV (DDP IV).

Las drogas de esta familia son reservadas para pacientes mayores de 65 años, ya que no se requiere ajuste de dosis en función de la edad.

Su uso no está recomendado en niños ni adolescentes debido a la ausencia de datos sobre seguridad y eficacia.

Se dispensaron alrededor de 163.000 unidades promedio mensuales de enero a mayo de 2016.

En el siguiente cuadro  (Nº2) se visualizan los porcentajes de variación en las dispensas de las distintas familias de antidiabéticos orales comparando el período mencionado del 2015 con el del 2016.

Droga

Enero-Mayo 2015

Enero-Mayo 2016

%  Variación

Biguanidas

3647425

3955102

8.44 %

Sulfonilureas

1338831

1347446

0.64 %

Inh.DPP-IV

659155

814890

23.63 %

Cuadro N°2

El mayor crecimiento de las dispensas en unidades se produjo en los Inhibidores de la DDP-IV, si bien las biguanidas y  las sulfonilureas siguen siendo las más prescriptas.

Gráfico Nº2. Datos IMS. Producción propia.

Las drogas inhibidoras de la DPP-IV  tienen un mayor costo  debido a que son más recientes en el mercado.

Share this:

Comments are closed.