Lentes de contacto “inteligentes” controlan los niveles de glucosa en las lágrimas

Una lente de contacto suave y flexible puede monitorizar los niveles de glucosa en lágrimas y aportar los resultados de detección a través de la pantalla de la lente, alertando al usuario si los niveles de glucosa son demasiado altos apagando una pequeña luz LED incrustada.

Los autores, que detallan su producto en un artículo publicado en ‘Science Advances’ dicen que su enfoque, probado en conejos, es el primero en aplicar el píxel de la pantalla en una lente de contacto blanda para visualizar la detección de glucosa. La estrategia puede algún día emplearse para detectar la pre-diabetes y la monitorización diaria de la glucosa.

Fundamentalmente, esta estrategia no requiere las costosas herramientas o los componentes frágiles actualmente empleados en muchas lentes “inteligentes”, que pueden bloquear el campo de visión del usuario e incluso dañar el ojo. Esos sistemas también requieren normalmente un equipo voluminoso para medir las señales de los sensores de lentes de contacto, según estos investigadores.

Para crear una lente inteligente más suave y fácil de usar capaz de monitorizar la glucosa de forma inalámbrica, Jihun Park y sus colegas del grupo del Instituto de Ciencia Básica del Centro de Geometría y Física de Corea, desarrollaron una forma de incorporar en nanoestructuras elásticas y sensores de glucosa transparentes, circuitos inalámbricos de transferencia de energía y, especialmente, píxeles de pantalla capaces de acceder en tiempo real detección de datos, eliminando así la necesidad de equipos de medición adicionales.

El componente de pantalla inalámbrica de su sistema (que contiene una antena, un rectificador y un píxel de LED) puede responder al cambio de los niveles de glucosa con la ayuda de un sensor de grafeno, al tiempo que muestra la información de glucosa a través del píxel del LED. Después de detectar el nivel de glucosa en el fluido lagrimal por encima del umbral, este píxel se apagará, lo cual será una señal para el usuario.

Para probar su nuevo dispositivo, Park y sus colegas aplicaron la lente en un ojo de conejo e informaron que podían controlar con éxito un aumento en la concentración de glucosa de forma inalámbrica. Los autores dicen que su sistema de sustrato híbrido se puede aplicar a otras áreas, como los dispositivos inteligentes para la administración de fármacos, la realidad aumentada e incluso la monitorización de biomarcadores a través de un teléfono inteligente.

Fuente: El Economista (España)

Share this:

Comments are closed.