Programa Barbijo Rojo: un servicio humanitario desde la Farmacia

Desde el 1° de abril de este año, cuando se lanzó el programa Barbijo Rojo, en 23 farmacias comunitarias se asistió a víctimas de violencia de género en diversos puntos del país: Ciudad de Buenos Aires, Rosario, en varias localidades de la Provincia de Buenos Aires, Córdoba, Tucumán, Entre Ríos y en Misiones.

El Programa Barbijo Rojo es una iniciativa conjunta del Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad de la Nación (MMGyD) y la Confederación Farmacéutica Argentina (COFA). Su objetivo es -siendo las farmacias comunitarias un servicio esencial- contener, guiar y asistir a las mujeres y personas LGBTI+ que están atravesando situaciones de violencia por motivos de género en el contexto de aislamiento obligatorio por la pandemia de COVID-19.

Las farmacias que voluntariamente se adhieren a este programa, siguen un protocolo de atención de denuncias bajo secreto profesional.  En ese marco, el farmacéutico se comunica a la Línea 144 para que se aborde el caso. También, si el personal farmacéutico identifica una persona en situación de violencia a partir de signos físicos o psicológicos que den cuenta de esa situación. En esa línea podrá asesorarse respecto a cómo actuar en caso de que esa persona en situación de violencia por motivos de género regrese a la farmacia.

Además de la Línea 144, El MMGyD habilitó líneas directas de WhatsApp:

+54 9 11 2771 6463

+54 9 11  2775 9047

+54 9 11 2775 9048

y un correo electrónico linea144@mingeneros.gob.ar.

Además, se encuentra disponible una aplicación gratuita para celulares, tanto para dispositivos android como iphone a través de la página web del ministerio: https://www.argentina.gob.ar/aplicaciones/linea-144-atencion-mujeres.

La Línea 144 es gratuita y funciona los 365 días del año, durante las 24 horas.
El equipo de atención es interdisciplinario, formado por abogados, trabajadores sociales, psicólogos y profesionales de otras disciplinas capacitados para abordar integralmente las consultas.

En este contexto de emergencia y aislamiento obligatorio, las farmacias suman a su rol sanitario la función de referentes sociales por su cercanía y accesibilidad.

Share this:

Comments are closed.