La COFA participó de una reunión de la CONACRA

Con motivo del inicio de la Semana Mundial de Concientización de Uso de Antimicrobianos, la Comisión Nacional para el Control de la Resistencia Antimicrobiana convocó a una reunión el 18 de noviembre en la Biblioteca de la Administración Nacional de Laboratorios e Institutos de Salud “Dr. Carlos Malbrán”.

La reunión fue encabezada por la Ministra de Salud, Dra. Carla Vizzotti y el titular de la ANMAT, Dr. Manuel Limeres. Junto a la COFA –representada por la Farm. Liliana Nogueras- participaron sociedades científicas, funcionarios del SENASA, INTA, el Instituto Nacional de Epidemiología, el Ministerio de Ambiente, el Ministerio de Ciencia y Tecnología  y de la Organización Panamericana de la Salud.

En el encuentro se lanzó la Campaña de Sensibilización sobre la Resistencia Antimicrobiana 2021-2022.

La COFA fue consultada sobre de qué manera los farmacéuticos podían colaborar desde la dispensación a mitigar el avance de la RAM, qué requisitos se necesitan de parte de la prescripción. La Farm. Nogueras explicó que el farmacéutico hospitalario interviene ya activamente en las actividades relacionadas con la optimización del uso de antimicrobianos, liderando en muchos casos los PROA de los diferentes establecimientos y formando parte de los comités de infecciones. Y en el caso de la farmacia comunitaria, cada día más el farmacéutico está concientizado en la difícil tarea de desalentar la automedicación.

Planteó que en la receta se debería describir correctamente la forma farmacéutica, la pauta terapéutica diaria, los intervalos, como así también los días de duración del tratamiento. La prescripción se debe realizar por DCI y también es muy importante que se precise el diagnóstico.

La representante de la COFA planteó que así como el farmacéutico interviene desde el diseño, la producción, la distribución y la dispensa del antimicrobiano, también deberían ser actores del descarte del medicamento en desuso o vencido a nivel domiciliario.

También afirmó que con las presentaciones actuales, es difícil poder realizar la dispensa exacta de la propuesta terapéutica que plantea el prescriptor, puede faltar dosis en algunos casos y en otros, queda una cantidad residual que puede ser acopiado en el domicilio y favorecer no solo la contaminación del medio ambiente, sino también la automedicación, por lo que es necesario que haya diferentes presentaciones que se adecuen a los tratamientos prescriptos. La Lic. Valeria Garay, de la ANMAT, anunció que el organismo está trabajando en esa línea.

Share this:

Comments are closed.