Las vacunas del futuro podrían administrarse a través de nanocápsulas

Las células inmunes no sólo aumentan en los pulmones, sino también en zonas alejadas como el intestino, el tracto vaginal, la sangre y el bazo.
              
  Muchos virus y bacterias infectan a través de la superficie de las mucosas a los pulmones, el tracto gastrointestinal y el reproductivo. Por ello, se investiga en vías de administración de vacunas que se integren en las mucosas para asegurar la primera línea de defensa, al margen de la comodidad que supone evitar las agujas. Un ejemplo de estas investigaciones son los aerosoles nasales, que se estudian como vía de administración de la vacuna antigripal.
Para que este tipo de vacunas funcione, la inmunoterapia tiene que penetrar y sobrevivir en las diferentes capas de las mucosas. Adrienne Li, del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), en Boston, es la primera firmante de un trabajo que se publica hoy en Science Translational Medicine, donde se describe una vacuna basada en nanopartículas capaz de superar la barrera de la mucosa. El estudio avala su posible utilidad como vehículo de vacunas.
Los científicos vacunaron a ratones con nanocápsulas que transportaban los ingredientes inmunoprotectores (antígenos del VIH y de ciertos tumores) y que alcanzaron directamente pulmones y piel. La respuesta de los linfocitos T CD8 obtenida tras la vacunación fue la adecuada en los pulmones. Además, los investigadores hallaron que las células inmunes, incluidos los linfocitos CD8 de memoria, no sólo aumentaban en los pulmones, sino también en zonas distantes como el intestino, el tracto vaginal, la sangre y el bazo. No obstante, este sistema de administración no obtuvo similar expansión inmunológica cuando se aplicó en la piel.

Fuente: Diario Médico -España

Share this:

Comments are closed.